Saltar al contenido

Curso de Astrología

El Sol

Sol

Tabla de contenidos

Introducción.

Es la luminaria de carácter positivo (extrovertido). Su palabra-clave es INDIVIDUALIDAD.

El Sol vitaliza el signo en que se encuentra por posición y de ahí que, cuando decimos que alguien es del signo de Cáncer o el Cangrejo, por ejemplo, es el Sol el que se encontraba en el momento del nacimiento de esa persona en dicho signo zodiacal, proporcionando así tales características psicológicas profundas.

La naturaleza solar muy marcada dará buena salud en general, siendo su tipo clásico magnánimo, distinguido, idealista, batallador, ser de acción, bondadoso e inclinado al perdón, en el ser evolucionado, aunque será muchas veces engañado.

Explicación psicológica complementaria.

El Sol nos habla de la ESENCIA INTERNA de la persona y de su verdadera naturaleza. Es el principio de CONCIENCIA y de VOLUNTAD. El Sol es uno de los puntos claves para la interpretación de la naturaleza mental y espiritual de la persona, que es lo que llamaríamos un estudio astrológico.

Este astro marca la AMPLITUD DE CONCIENCIA, desde lo más limitado e infame hasta lo elevado y espiritual.

Es la voluntad, la esencia, la línea vital de la persona, la conciencia acumulada en las diferentes existencias, el nivel de desarrollo espiritual, etc. Lógicamente, existen otra serie de factores en la carta astral que modulan estos aspectos y lo determinan también. Poco a poco los iremos viendo.

Otra nota importante del Sol es la LABOR SOCIAL y el RECONOCIMIENTO SOCIAL, así como la calidad de ambos, bien por mérito propio o por imposición personal. Ante esta misión social o manejo del PODER existen dos posibilidades solares: la HUMILDAD o la SOBERBIA.

Otras dos notas-clave del Sol son VITALIDAD y CREATIVIDAD, que hablan de un ser que necesita hacer, obrar y crear. Pero el defecto puede ser el DESGASTE, debido a que entonces la energía solar no genera ni se recrea, sino que derrocha su vitalidad en un OCIO hueco y superficial.

Mitología.

El Sol ha sido adorado en todas las antiguas civilizaciones y venerado como fuente de vida, conciencia y espiritualidad. Él conduce el carro del Sol, que se toma muchas veces por el mismo astro-solar en su recorrido diario.

Fue llamado Ra en el Egipto, en Grecia fue Helios y en Roma Apolo.

Apolo es hijo de Zeus y de Latona. Es dios de la belleza masculina, de las estaciones y de la creatividad. Vencedor de los Juegos Olímpicos. Simboliza al arquetipo superior de hombre.

Su madre tuvo dificultades para darle a luz, pues todas las ciudades temían recibir a tan poderoso dios al nacer, pues el oráculo decía que iba a ser muy presuntuoso y poderoso. Aquí vemos el símbolo de que no todos los pueblos están dispuestos a vivir de acuerdo a la verdad solar.

La isla de Delos accedió por fin a recibirle, pero solo a condición de que en esa tierra Apolo levantara un poderoso templo para un oráculo.

Apolo nació mientras los cisnes daban siete vueltas a Delos y cantaban. El cisne en la simbología es el representante de la serenidad, la paz y la belleza espiritual. Luego fue alimentado con néctar y ambrosía.

Al poco de nacer, mató al dragón serpiente Pitón, símbolo de la obscuridad del invierno.

Rechazado por la diosa Hestia, Apolo no se desposó nunca, pero tuvo numerosas uniones con mortales y una numerosísima posteridad.

Lo curioso es que Apolo tenía un bello cuerpo, juventud y una voz encantadora. Pero, a pesar de todo ello, fue rechazado también por Dafne que, para no ser poseída por él, se convirtió en laurel. Esto había sucedido porque Apolo, enorgullecido por su victoria sobre la serpiente Pitón, se atrevió a desafiar al dios Amor y a sus dardos. El hijo de Venus sacó de su carcaj la flecha del amor, con punta de oro y la del odio y el desdén, con punta de plomo.

Cupido o Amor dirigió la primera contra Apolo y disparó la segunda a Dafne. Apolo adoptó aquel laurel y se lo puso de corona. Aquí está simbolizado el hecho de que el ser solar está predispuesto a desengaños amorosos por su nobleza y amplitud de alma, o bien, por su altanería y orgullo.

Otras desgracias le esperaban aún al dios solar. Presenció la muerte de su hijo Esculapio, famoso médico a quien Júpiter aniquiló con sus rayos, castigándole por haber resucitado a Hipólito. Apolo, que no se atrevía a tomar venganza en Júpiter, dio muerte a los Cíclopes, los cuales forjaban el rayo de Zeus; pero esto mereció un castigo, pues Apolo fue arrojado del cielo y condenado a vagar errante un año sobre la tierra, sujeto a los mismos infortunios que los mortales. Aquí vemos que aun la voluntad solar tiene que vivir las experiencias terrestres duras, que son las que le desarrollarán la humildad.

Entonces él buscó asilo junto a Admeto, rey de Tesalia y, convertido en un simple pastor, guardó durante muchos años los rebaños de este, simbolizando así la naturaleza y el amor a la vida. Él enseñó a los pastores a saborear las delicias de la existencia campestre, el murmullo de los riachuelos, el silencio de las noches y el canto de los pájaros.

En otra ocasión el sátiro Marsias, notable flautista, desafió a Apolo, pero este último superó al primero con el maravilloso sonido de su flauta. Aquí, la crueldad de Apolo empañó su gloria, pues luego de vencer a Marsias lo desolló vivo. En esto se representan las cualidades solares maléficas de la altanería, la locura del poder y el despotismo.

Después de su destierro, Apolo fue llamado de nuevo al Olimpo, aunque nunca dejó de darse unas escapadas para visitar a sus amigos mortales.

Faetón, hijo de Apolo y Clímene, tuvo un día un altercado con un compañero suyo, quien le ofendió diciendo que no era hijo del Sol. Faetón logró convencer a su padre para que le dejara un solo día conducir el Carro del Sol para demostrar a su amigo quién era, a pesar de que Apolo le aconsejó que no lo hiciera. Como Faetón se obstinaba cada vez más, Apolo enganchó los cuatro corceles blancos al carro del Sol y orientó a su hijo: “en tu vuelo no seas excesivamente tímido o demasiado audaz; evita llegar al cielo o descender hasta la tierra; sigue un camino equidistante, el único que te conviene”.

En este sabio consejo obtenemos la enseñanza de que la energía solar de la conciencia-voluntad es difícil de controlar pues, como en el filo de la espada, es fácil cortarse o caerse a cualquiera de los dos lados.

En las inexpertas manos de Faetón los impetuosos corceles corrían demasiado veloces en la bóveda azulada, amenazando unas veces abrazar el cielo y, otras, secar el agua de los ríos. Entonces fue cuando los etíopes tomaron el tinte negro que hoy conservan y los desiertos de África perdieron su vegetación.

Júpiter, alarmado, echó mano del rayo y mató a Faetón, quien cayó como un torbellino en el Erídano. Sus hermanas, desesperadas, se convirtieron en álamos, mientras que su amigo Cicno se transformó en cisne. Se ha de tener en cuenta que el Sol ama a sus hijos y sus obras creativas y sufre por ellos.

Apolo, no sin cierta reticencia, aceptó que las ceremonias del templo de Delfos fueran dedicadas no solo a él, sino también a Dionisios. Apolo representaba el espíritu de la luz, mientras que Dionisios era la noche, el sueño y el misterio.

Se produjo una cierta confusión entre ambos, hasta tal punto que en algunas estatuas del templo estaba Apolo representado por delante y Dionisios por detrás. Por ello, Apolo dejó de ser inaccesible e inmutable, a la vez que Dionisios no fue más sombrío y violento. Realmente, las leyes de la vida no son buenas ni malas sino justas.

Se puede interpretar al respecto también que en lo que a la conciencia humana se refiere, existe un reverso obscuro o tenebroso, al cual se puede caer.

Para Plutarco Apolo representa “lo que verdaderamente existe” y lo que se mantiene estable, mientras que los otros dioses cambian. En el arquitrabe del Templo del dios había una E (ei), que el filósofo interpretaba como “Tú eres”.

En Delfos, desde la primavera a otoño se hacía culto a Apolo, pero en los tres meses de invierno, cuando él iba al país de los hiperbóreos, era reemplazado por Dionisios.

Explicación Esotérica complementaria.

El Sol es la esencia imperecedera e inmutable del hombre, aun cuando la persona a veces no sea consciente de su verdadera individualidad. Es la conciencia del yo mismo, o aun, el propio yo mismo.

Según realizamos esa experiencia solar, nos convertimos en uno de los centros conscientes del universo infinito, participando en su recreación y aceptando la labor concreta que nos corresponde realizar en el cosmos.

“Conócete a ti mismo y conocerás a la Creación”, pues las leyes de la vida se entienden a medida que dilatamos nuestra conciencia -hacia la supra conciencia- y según vamos abandonando la mezquindad próxima al instinto animal. El Sol es luz y punto de referencia para el que se estudia a sí mismo. Es el símbolo de la verdad absoluta que se va ejecutando gradualmente. En ella no caben dudas o peros, pues sencillamente ES…

Notas Astrológicas.

Rige el domingo (sunday), el día del Sol.

Se le asimila el color azul.

Su color simbólico es el amarillo-oro.

El metal es el oro.

NOTA MUY IMPORTANTE: en lo sucesivo, cuando se unen dos columnas paralelas de palabras mediante puntos, supone que hay una relación de significado opuesto entre cada pareja de palabras.

Las palabras que NO ESTÁN UNIDAS POR PUNTOS, aun estando en columnas paralelas, son TOTALMENTE INDEPENDIENTES.

Significado Abstracto.

Cualidad SOLAR Cualidad CONTRARIA

Espiritualidad Materialismo Conciencia Inconsciencia Voluntad Circunstancias Lo trascendente Lo ínfimo Luz Obscuridad Infinito Finito Síntesis Análisis Realidad Ilusión Libertad Destino Unidad Diversidad Bien Mal Centro Periferia Dar Recibir Victoria Derrota Expansión Atracción Salud Enfermedad Sociabilidad Timidez Verdad Mentira

Psicología del Planeta en estado armónico.

Cualidad ARMÓNICA:

Franco Leal Honesto Ardoroso Digno Genial Sabio Justiciero Famoso Equitativo Voluntarioso Célebre Responsable Entusiasta Paternal Idealista Valeroso Armonioso Confiado Activo Magnificente Tranquilo Inteligente Amplio Guía Distinguido Prominente Extrovertido Honorable Noble Sincero Esperanzado Bravo Osado Fiel Creativo Deportista Controlado Pedagógico Con potencia sexual Espiritual Generoso

Psicología del Planeta en estado desarmónico.

Cualidad DESARMÓNICA:

Egocéntrico Ostentador Exhibicionista Déspota Temerario Bravucón Pasional Abusador Orgulloso Infiel Ambicioso Interesado Colérico Desleal Vanidoso Malicioso Arrogante Jactancioso Pretencioso Cruel Destructivo Fanfarrón Inquieto Superficial Juerguista Lujurioso

Aspecto Físico.

Es del tipo apolíneo: esbelto, ágil, elegante, llamativo, robusto y saludable.

De cejas anchas y altas, nariz grande, ojos expresivos, cabello ondulado y a veces rubio. Da juventud, vitalidad y energía.

Analogías.

Cosmos Amanecer Centro Vitalidad Radiación Éxito El hombre Reconocimiento público Lo masculino Reputación El esposo Vocación El lado derecho Misión social Día Condecoraciones Calor Extroversión Brillo Sociabilidad Vida Coronación Creación Salud Creatividad Moral Arte Dirección Sublimación Monarquía Protección Teocracia Cultura Epopeya Finalidad Poder Fuerza Fuego Deporte Jerarquía espiritual Cosmos Amanecer Centro Vitalidad Radiación Éxito El hombre Reconocimiento público Lo masculino Reputación El esposo Vocación El lado derecho Misión social Día Condecoraciones Calor Extroversión Brillo Sociabilidad Vida Coronación Creación Salud Creatividad Moral Arte Dirección Sublimación Monarquía Protección Teocracia

Personajes y lugares.

El padre Deportistas El esposo Artistas Decoradores Creadores El hermano mayor Pedagogos El jefe Rectores El superior Líderes espirituales Reyes Maestros de verdad Aristócratas Palacios Políticos Tronos Estadistas Edificios públicos Embajadores Santuarios Héroes Hombres públicos

es Spanish
X